Acoso a las comunitarias

La Crónica, 3 de junio de 2004

Acoso a las comunitarias

   En donde no hay turbulencias sino una calculada y autoritaria política de liquidación es en el trato que el gobierno federal les da a las radiodifusoras comunitarias. Algunas de esas emisoras operan en comunidades indígenas; otras son resultado del interés de grupos ciudadanos para hacer una comunicación no comercial.

   Como podrá recordarse, el año pasado las secretarías de Gobernación y Comunicaciones y Transportes invitaron a las estaciones que han operado sin autorización legal a que presentaran sus solicitudes, a fin de regularizarlas. Tres de ellas, que forman parte de la delegación mexicana de la Asociación Mundial de Radios Comunitarias, resolvieron integrar sus expedientes y los entregaron el 10 de diciembre. Ahora, sin embargo, la SCT les ha dicho a los representantes de estas estaciones que no atenderá sus solicitudes porque están transmitiendo sin registro.

   ¡Esa es, precisamente, la razón por la que tales estaciones están gestionando su regularización legal! Se trata de La Voladora de Amecameca, Estado de México; Radio Calenda de San Antonino en Oaxaca y Radio Bemba de Hermosillo, en Sonora.

   A las tres emisoras el viernes 28 de mayo Comunicaciones y Transportes les informó que si no dejan de transmitir, sus instalaciones y equipo serán asegurados. Esa notificación arruina y contradice las negociaciones que las radiodifusoras comunitarias han mantenido con la Secretaría de Gobernación.

   Si esas emisoras han funcionado sin permiso, no se debe a que quieran infringir la ley sino a que no ha existido un reglamento que establezca con claridad los requisitos que deben cumplir. Se trata de estaciones que cumplen con una función social y que no significan competencia alguna para las emisoras comerciales.

   Sin embargo los empresarios de la radiodifusión han satanizado de tal manera a las comunitarias que el combate contra ellas se ha convertido en una de sus obsesiones corporativas. A eso se debe la diligencia de la SCT que en ese, como en otros asuntos, no se comporta como dependencia del Estado sino como brazo ejecutor de los intereses privados –y privatizadores– en la radiodifusión.

Correo electrónico: rtrejod@infosel.net.mx

Página web: http://raultrejo.tripod.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s