Ofensa del Presidente / El Premio Nacional de Periodismo

La Crónica de Hoy, 8 de diciembre de 2001

En medio de los tropezones de última hora para acordar la reforma fiscal, los tardíos y desesperados empeños policiacos para atajar a la delincuencia y la apreciación del presidente que ayer comparó el primer año de la relación de su gobierno con otras fuerzas políticas e instituciones con un round de box –seguramente el licenciado Fox no olvida que todo encuentro pugilístico se resuelve por nocaut o por puntos pero casi siempre hay un vencedor y un derrotado– puede parecer banal ocuparnos de la desaparición del premio nacional de periodismo.

   Sin embargo la manera despectiva con que el gobierno se ha referido a esa distinción que se entrega desde 1976 y la concepción privatizadora que se encuentra detrás de la decisión para cancelar el premio, explican que esta columna se dedique hoy a ese tema.

   Hace algunos días el presidente de la República envió a la Cámara de Diputados una iniciativa de Decreto para derogar el capítulo IX de la Ley de Premios, Estímulos y Recompensas Civiles, relativo al Premio Nacional de Periodismo. Creada a fines de 1975 para agrupar en un solo ordenamiento las distinciones que entrega el Estado mexicano y establecer otras nuevas, esa ley norma condecoraciones como la Orden del Águila Azteca y los premios nacionales de Ciencias y Artes, de Deportes, del Mérito Cívico, de la Juventud y de Periodismo e Información, entre otros.

   Todos esos han sido reconocimientos que entrega el Estado mexicano, a través del gobierno en turno. Sin embargo la iniciativa presidencial para que desaparezca el premio de periodismo atribuye a los nuevos tiempos políticos la pertinencia de cancelar esa distinción. “Es el momento de vivir en plenitud el principio de subsidiariedad, entendiendo la madurez política de la sociedad para tomar a su cargo el reconocimiento a quien se ha distinguido por su esfuerzo a favor de la libertad de expresión y de la función social que conlleva la objetividad, la veracidad y la oportunidad de la labor informativa”, indica el presidente.

   Dejando a un lado el controvertible empleo del concepto de subsidiariedad (que en la discusión internacional ha sido entendido como la posibilidad de que las decisiones sean tomadas en el nivel más pertinente y no como la mecánica cesión de atribuciones a la sociedad por parte del Estado) en esa justificación se advierte una pretensión populista y engañosa. En vez de que el premio lo entregue el gobierno, se sugiere que ahora sea la sociedad la que reconozca a los periodistas.

   Esa afirmación es discutible por varios motivos. La sociedad de todos modos premia o castiga a los periodistas, atendiendo o ignorando lo que dicen. No hace falta que el gobierno les ceda ninguna atribución para que los ciudadanos ejerzan esa prerrogativa. Pero además se soslaya que ese premio ha sido entregado a nombre del Estado, es decir, de las instituciones políticas que representan a la sociedad mexicana. No ha sido un premio del gobierno, aunque el mecanismo para designar a los periodistas que lo otorgan haya padecido a veces una discrecionalidad muy discutible.

   En distintas ocasiones se hicieron críticas a la manera como se conformaban los jurados y algunas de sus decisiones resultaron altamente cuestionables; también se sugirieron nuevos mecanismos para designar a los jurados y modificar las características del premio; pero ahora el tema a discusión es la propuesta presidencial para que ese reconocimiento desaparezca y sobre todo la manera como ha sido presentada.

 

¿Por qué solo ese premio?

   Si el gobierno fuera consecuente con su idea de subsidiariedad tendría que proponer no únicamente la desaparición de un capítulo sino de toda la Ley de Premios, Estímulos y Recompensas.

   Tendrían que prescribir, junto con el de periodismo, los Premios Nacionales de Literatura, Historia, Ciencias Naturales y Bellas Artes. Si el gobierno de veras quisiera transferir a la sociedad la adjudicación de reconocimientos, debería hacer lo mismo con el Premio Nacional del Deporte, el del Mérito Cívico y el Premio Nacional de Administración Pública.

   No lo hará, porque el motivo de la iniciativa de Decreto no es la congruencia con principio alguno sino resolver el que el gobierno considera un problema político.

   Para la administración del presidente Fox el Premio Nacional de Periodismo ha sido una responsabilidad incómoda porque algunos de sus funcionarios creyeron la versión –jamás acreditada con evidencias– de que esa distinción era un instrumento para cohechar a los periodistas. A partir de un diagnóstico erróneo, el gobierno toma una decisión equivocada pero sobre todo ofensiva para quienes han recibido ese premio.

   En su iniciativa el presidente Vicente Fox manifiesta que “reconocer y distinguir a los creadores de los mensajes más logrados en el periodismo nacional, constituye un proceso evolutivo que ha servido para establecer referencias de calidad en los medios informativos”.

  Sin embargo, más adelante descalifica a muchos de los periodistas que durante un cuarto de siglo recibieron el premio:

   “No escapa a las consideraciones del Ejecutivo que, en muchas ocasiones, la injerencia de las autoridades con motivo de la entrega del premio, fue interpretada por el ánimo social como un mecanismo que propiciaba las complacencias mutuas y que provocaba la parcialidad en el ejercicio del periodismo”.

   Intérprete de un “ánimo social” que le sirve para manifestar sus propios prejuicios, el presidente –o quienes le hayan escrito la iniciativa que él rubrica– hace una afirmación tan o más grave que las que hace cinco semanas desataron una furiosa reacción en numerosos medios.

   Decir que “en muchas ocasiones” el premio nacional sirvió para suscitar “complacencias mutuas” entre el gobierno y quienes lo recibieron pone en entredicho la honradez de esos periodistas.

   Además cuando el presidente anuncia que el Premio Nacional de Periodismo e Información pasará “a manos ciudadanas” incurre en una actitud autoritaria y patrimonialista, en contra de la subsidiariedad que dice buscar.

   Los sectores de la sociedad que así lo decidan podrán otorgar los reconocimientos que quieran. Para eso no necesitan la anuencia del gobierno. Pero al excluirlo de la Ley de Estímulos y Recompensas el premio de periodismo, cuyo carácter nacional se debe a que ha sido entregado en representación del Estado, dejará de existir.

 

Inaceptable acusación

   La acusación contenida en la iniciativa del presidente Fox no se sostiene. Quizá ha sido por ignorancia, pero al justificar de esa manera la propuesta para cancelar el premio el titular del Ejecutivo Federal ofende de manera injusta a cerca de 200 ciudadanos que han recibido esa distinción.

   En seguida ofrecemos una relación de los periodistas que recibieron ese premio entre 1976 y 2000, antes de la premiación más reciente. Se trata de una lista no oficial, que elaboramos a partir de información hemerográfica y documentos entregados en varias ocasiones a los jurados del premio. Es posible que tenga algunas omisiones pero creemos que resulta bastante representativa. Algunos de los periodistas premiados se negaron a recoger la distinción aunque varios de ellos habían sido propuestos por sus empresas periodísticas o por colegas suyos. 

  

Periodistas premiados 1976-2000

Antonio Acevedo Escobedo (divulgación cultural 1982)

Héctor Aguilar Camín (artículo de fondo 1986)

Enrique Ahmed y equipo de Canal 13 (noticia 1981)

Fernando Alcalá (noticia 1991)

Martha Anaya (crónica 1990)

Francisco Arenas y equipo de Canal 13 (filme 1981)

Juan José Arreola (divulgación cultural 1977)

Isabel Arvide (artículo de fondo 1984)

Juan Arvizu (crónica 1997)

Alejandro Avilés (premio especial por trayectoria 2000)

René Avilés Fabila (divulgación cultural 1991)

 

Rafael Barajas “El Fisgón” (caricatura 1999)

Francisco Barradas (noticia 1993)

Federico Barrera Fuentes (premio especial por trayectoria 1992)

Hermann Bellinghausen (crónica 1995)

Alberto Beltrán (caricatura 1976)

Fernando Benítez (divulgación cultural 1986)

Sari Bermúdez (divulgación cultural 1995)

Demetrio Bolaños Espinosa (noticia 1977 y 1983)

Manuel Buendía (artículo de fondo 1977)

 

Carlos Cabello (noticia 1992)

Francisco Calderón (caricatura 1992)

Gustavo Armando Calderón (noticia 1986)

José Luis Calva (artículo de fondo 1999)

Gustavo Camacho O. (fotografía 1988)

José Trinidad Camacho “Trino” (caricatura 2000)

Canal 22 (divulgación cultural 1996)

Mario Díaz Canchola (fotografía 1989)

César Cansino (artículo de fondo 1996)

Marco Aurelio Carballo (entrevista 1998)

Francisco Cárdenas Cruz (artículo de fondo 1982)

Jorge Carreño (caricatura 1978)

Luis Carreño (caricatura 1991)

José Carreño Carlón (artículo de fondo 1987)

Alfonso Carrillo (fotografía 1977)

Arturo Casillas Jiménez  (reportaje 1981)

Bulmaro Castellanos ‘Magú’ (caricatura 1982)

Miguel Castro Ruiz (premio especial por trayectoria 1984)

José de la Colina (divulgación cultural 1989)

Manuel Cordero  (reportaje 1994)

Dora Elena Cortés  (reportaje 1994)

Ricardo Cortés Tamayo (crónica 1980)

Alfredo Cortina  (reportaje 1980)

La Cultura en el Istmo (divulgación cultural 1987)

La Cultura en México (divulgación cultural 1994)

 

Socorro Díaz Palacios (divulgación cultural 1977)

Regino Díaz Redondo (entrevista 1986)

Alberto Domingo (crónica 1987)

Gustavo Durán de H. Patiño (fotografía 1986)

 

Mario Ezcurdia (artículo de fondo 1980)

 

Jorge Fernández Menéndez (artículo de fondo 2000)

Carlos Fernández Vega (noticia 1988)

Helio Flores (caricatura 1986)

Froylán Flores Cancela (artículo de fondo 1978)

Salvador Flores Llamas (noticia 1984)

Jesús Fonseca Juárez (fotografía 1980)

Rafael Freyre (caricatura 1979)

 

Gaceta del FCE (divulgación cultural 1987)

Lourdes Galaz  (reportaje 1993)

Magdalena Galindo (artículo de fondo 1990)

Elena Gallegos (crónica 1998)

Agustín Gamboa Cruz (filme 1985)

Rita Ganem (noticia 1980)

Antonio Garcí (caricatura 1995)

Clara Guadalupe García (noticia 1990)

Héctor García (fotografía 1979)

Gastón García Cantú (artículo de fondo 1997)

Margarita García Flores (entrevista 1982)

Pablo García Sáinz (divulgación cultural 1978)

León García Soler (artículo de fondo 1979)

Antonio Garza Morales (crónica 1994)

Ángel Gómez Granados (entrevista 1984)

Lázaro González A. (fotografía 1996)

Oscar González López (artículo de fondo 1995)

Rubén González López (fotografía 1989)

Agustín Granados (divulgación cultural 1990)

Miguel Ángel Granados Chapa (artículo de fondo 1981)

Alfredo Guasp (caricatura 1998)

Salvador Guerrero Chiprés (noticia 1997)

Teresa Gurza  (reportaje 1979)

Hugo Gutiérrez Vega (divulgación cultural 1999)

José Gutiérrez Vivó (noticia 1989)

 

Antonio Haas (artículo de fondo 1991)

Juan Antonio Helguera (caricatura 1996)

Andrés Henestrosa (crónica 1983)

Jorge Hernández Campos (artículo de fondo 1985)

Enrique Hernández García (fotografía 1999)

Hoy en la Cultura (divulgación cultural 1988)

Efraín Huerta (divulgación cultural 1978)

Francisco Huerta (entrevista 1983)

 

Alberto Isaac (caricatura 1981)

 

Juan Gerardo Jiménez (fotografía 1995)

Guillermo Jordán (entrevista 1978)

Juan Antonio de Juambelz (noticia 1976 y premio especial por trayectoria 1992)

 

Jaime Labastida (artículo de fondo 1992)

Marco Lara Klahr  (reportaje 2000)

Luis Lara Ochoa (noticia 1983)

Renato Leduc (premio especial por trayectoria 1978 y artículo de fondo 1983)

Fabrizio León (fotografía 1992)

Francisco León Sardaneta (fotografía 1990)

Germán List Arzubide (divulgación cultural 1983)

Joaquín López Dóriga (entrevista 1977)

 

Efrén Maldonado (caricatura 1985)

Nidia Marín (2000)

Ramón Márquez C. (entrevista 1993)

Irma Rosa Martínez (entrevista 1999)

Francisco Martínez de la Vega (artículo de fondo 1976)

Faustino y Julio Mayo (fotografía, 1976)

Javier Medina Loera  (reportaje 1991)

Octavio Medina Rosiles (caricatura 1994)

Gerardo Medina Valdés (artículo de fondo 1993)

María Luisa Mendoza (divulgación cultural 1984)

Lorenzo Meyer (artículo de fondo 1989)

Sara Moirón (premio especial por trayectoria 1999)

Magdalena Mondragón (premio especial por trayectoria 1983)

Carlos Monsiváis (crónica 1997)

Enrique Montero Ponce (noticia 1980)

Raúl Moysén (caricatura 1990)

Enrique E. Murillo (noticia 1999)

 

Rogelio Naranjo (caricatura 1977)

Alejandro Hermenegildo Nava (noticia 1999)

Antonio Neri Licón (caricatura 1997)

 

Pedro Ocampo Ramírez (premio especial por trayectoria 1984)

Alejandro Ojeda Carbajal (fotografía 1987)

Claudio Olivares (fotografía 1994)

Francisco Olvera Reyes (fotografía 2000)

Alfonso Ontiveros Mardueño (premio especial por trayectoria 1994)

Perla Xóchitl Orozco (noticia 1984)

 

Cristina Pacheco (entrevista 1985)

José Emilio Pacheco (divulgación cultural 1980)

José Pagés Llergo (premio especial por trayectoria 1980)

Octavio Paz (premio especial por trayectoria 1998)

Ricardo Peña (noticia 1995)

Rodolfo F. Peña (artículo de fondo 1995)

Cirino Pérez Aguirre (noticia 1978)

Rafael Pérez Martínez del Campo (crónica 1984)

Guillermo Pérez Verduzco (noticia 1979)

José Luis Perujo (caricatura 1993)

Blanche Petrich (noticia 1994)

Francisco Pico (fotografía 1978)

Julio Pliego Medina (divulgación cultural 1997)

Ricardo Poery Cervantes (artículo de fondo 1988)

Elena Poniatowska (entrevista 1978)

Juan Popoca Pérez (fotografía 1997)

 

Abel Quezada (caricatura 1980)

Horacio Quiñones (premio especial por trayectoria 1983)

 

Radio UNAM (divulgación cultural 1985)

Revista Ciencias (divulgación cultural 2000)

Revista Nexos (divulgación cultural 1998)

Armando Reyes (filme 1980)

Miguel Reyes Razo (crónica 1979)

Antonio Reyes Zurita (fotografía 1981)

Eduardo del Río “Rius” (caricatura 1987)

Raymundo Riva palacio (noticia 1985)

Dorangélica de la Rocha (2000)

Ricardo Rocha  (reportaje 1984)

Sergio Rod (noticia 1986)

Antonio Rodríguez (divulgación cultural 1979)

Crisanto Rodríguez (fotografía 1998)

Javier Romero (artículo de fondo 1979)

Luis Rubio (artículo de fondo 1998)

Jorge Ruiz Dueñas (divulgación cultural 1992)

Juan Ruiz Healy  (reportaje 1983)

 

Oswaldo Sagástegui (caricatura 1984)

Jesús Saldaña H. (noticia 1990)

Fidel Samaniego (crónica 1989)

Aarón Sánchez (fotografía 1993)

Julio Scherer García (premio especial por trayectoria 1998)

Armando Sepúlveda  (reportaje 1996)

Luis Javier Solana  (reportaje 1992)

Rafael Solana (premio especial por trayectoria 1979)

Fernando Solana Olivares (divulgación cultural 1993)

Juan Sebastián Solís (noticia 1999)

Félix Sordo (noticia 1986)

Luis Spota  (reportaje 1979)

Luis Suárez (entrevista 1979)

 

Isabelle Tardán (entrevista 2000)

Televisa Eco (noticia 1998)

Luis de la Torre (caricatura 1988)

Raúl Trejo Delarbre (artículo de fondo 1994)

Ana Cecilia Treviño (entrevista 1980)

 

Pedro Valtierra (fotografía 1983)

Gabriel Vargas (caricatura 1983)

Ernesto Villanueva (noticia 1986)

Roberto Villasaña Pérez (filme 1985)

 

Benjamín Wong Castañeda (premio especial por trayectoria 1995)

 

Alejandra Xanic (noticia, 1992)

 

Abraham Zabludovsky  (reportaje 1997)

Jacobo Zabludovsky (entrevista 1976)

Arturo Zárate Ruiz  (reportaje 1984)

Adelina Zendejas (crónica 1988)

 

Preguntas y apostilla

   Esa es la lista de periodistas premiados. ¿Cuántos de ellos, quiénes, fueron parciales en el ejercicio de ese oficio debido a que recibieron tal distinción? ¿A cuáles de esos dos centenares se puede considerar complacientes con el gobierno gracias al premio?

   Un comentario personal: en 1994 recibí ese premio, en la rama de artículo de fondo. Jamás consideré que con esa distinción estaba incurriendo en condescendencia alguna, especialmente porque sabía que la decisión para otorgarla no provino del gobierno sino de un jurado integrado por periodistas. Recibir ese premio fue, y sigue siendo, motivo de orgullo para el autor de esta columna, entre otros motivos por la calidad y la tenacidad profesionales de muchos de los periodistas que habían sido y siguieron siendo reconocidos con esa distinción.

Correo electrónico: rtrejod@infosel.net.mx

–0–

Anuncios

One thought on “Ofensa del Presidente / El Premio Nacional de Periodismo

  1. sr. enrique ahmed mi nombre es miguel calderon y soy primo de rocio carrillo talvez la recuerda fue novia de su hermano y bueno quisiera contactarlo a el para saludarlo ya que mientras tuvo la relacion con mi prima nos llevamos muy bien y bueno si es posible su ayuda se lo agradeceria mi direccion de hotmail y facebook es miguelcalderon661@hotmail.com muchas gracias y reciba mis saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s